Listado de la etiqueta: prevención de accidentes infantiles

Si a tu peque le gustan las moras, debes contemplar este riesgo

Malas ideas que pueden suponer un riesgo de intoxicación para tu bebé

Desconocemos el contexto, ni la situación del hogar, ni porque esta imagen se ha subido a las redes y como al final nos ha llegado vía whats, eso sí, por un motivo obvio. Como obvio es que, más allá de estas premisas, somos la Asociación Nacional de Seguridad Infantil y NO vamos a echar a perder una imagen que pueda dar que pensar y reflexionar para acabar ofreciendo unos tips que ayuden a alguna familia a proteger a sus pequeños.

Repetimos que desconocemos el contexto, pero para aquellos que no conocen esta marca, es una caja (de cartón, normal y corriente) que en su inicio ha contenido unos caramelos y después se ha reconvertido (ya nos perdonaréis pero esto de reciclaje poco, máxime cuando estás cambiando un cartón por otro) en continente de pastillas para el lavavajillas.

Por estas cosas tu bebé está en riesgo de intoxicación

Una persona decide utilizar una caja de chupa-chups Kojak para las pastillas del lavavajillas…

Así que ya que la tenemos en nuestro carrete es mejor aprovecharla antes de eliminarla, porque hasta de las malas ideas podemos aprender.
Porque tan obvio es que nos hayáis remitido la imagen, como que, a nuestro parecer, es una buena idea que ilustre un post sobre prevención de intoxicaciones infantiles.
Nos ponemos en situación.

  • Uno de los principales motivos por los que los peques acaban en urgencias pediátricas es debido a las intoxicaciones.
  • Intoxicaciones infantiles que, en el caso de tóxicos tipo limpieza tiene varios componentes de riesgo que pasamos a enumerar para que puedas ponerte en situación, detectarlos y evitarlos fácilmente.
  1.  Vamos a hacernos una pregunta para la «puesta en escena» ¿Qué valoras, ¿qué te impulsa, que te motiva en el proceso de compra de un limpiasuelos, por ejemplo?
    Fíjate bien en el envase, en cómo se ven los colores, todos llamativos, en cómo te dicen que, si compras tal limpiasuelos, olerás a…pino como si estuvieras en un bosque, a flores como en el campo o a una brisa marina como si vivieras al borde del acantilado más bello de los que se han subido al isnta. Y el súmmum, es el que te aseguran que huele a SPA…¡a SPAAAA! Mientras estás dándole al mocho te estás relajando y hasta notas los chorritos en cada pasada… (en fin).
    Ahora nos ponemos en la piel, en los ojos, en las manos…en su ansia de saber, de descubrir, de tocar, de experimentar de tu bebé y podemos concluir y concluimos que todos estos productos no son llamativos, en olor, en color, en envase…son ¡exageradamente llamativos!
  2.  El packaging no siempre es muy cómodo.
    Qué os vamos a contar después de una pandemia donde hemos gastado garrafas, bidones y hasta estaba contemplada una derrama en la comunidad de vecinos para instalar un depósito en la terraza con la que servirnos todos los pisos de esa lejía que no habíamos utilizado más que en contadas ocasiones y que de la noche a la mañana era imprescindible para seguir respirando, nunca mejor dicho.
    A lo que vamos, garrafas incomodas, de 5 litros o paquetes de tantas pastillas con el tamaño ahorro y que dado un momento necesitas reducir por lo que utilizas botellas de agua, cajas de galletas o como es el caso…una caja (de cartón) de chupachups Kojak (insistimos, la empresa Kojak detodalavidadedió no tiene ninguna responsabilidad en este caso).
  3. Está cerrado bajo 7 llaves hasta que abres una y las otras 6 las tiene tu bebé.
    Sí, ese día que haces limpieza general o profunda de baños y cocina…o que te ha sonado el timbre de la puerta ahora que acabas de abrir el armario mientras estás pensando en las extraescolares, el disfraz del sábado, el regalo de la fiesta del domingo, y el informe que tienes que entregar antes de que cierre el súper ¡el súper!… Y tras abrir el cierre de seguridad infantil que compraste un día, se lo dejas a tu bebé para que juegue y se entretenga que ahora lo cierro.
    Total, que, entre la puerta, el informe, el super, el regalo, el disfraz, la limpieza, el whats de entremedio, la comida, el insta, el peque que llora, tu hermana que ha subido un tiktok, tengo que apuntar pañales para comprar esta tarde, el trapo que no sabes donde lo has dejado cuando atendías al bebé, el bebé que hace tiempo que no llora ni lo escuchas…
  4. Esto no lo vi venir
    Lo dejas para reciclar, en la basura, en el suelo, está vacío…bueno siempre queda un “culín”.
    Te encanta el olor a limpio siempre, y detrás del WC dejas ese envase que siempre, de toda la vida, en todos los hogares donde has vivido, existe para “desinfectar” tras el uso de aguas mayores.
    Cuando estamos malitos y el Dalsy y la Apiretal, o el jarabe de mi tos de perro están encima de la mesita de noche, de la cómoda del salón, del cambiador del bebé…porque ¡lo necesito cada 8 horas!
    No lo viste venir, lo teníamos todo bajo control, tras unas puertas opacas, con cerraduras a prueba de niños…y zas, en un momento llega a las manos que no deberían llegar.
INTOXICACIONES INFANTILES

En contexto: familia con 2 peques y zona de lavado sin desorden visual pero con riesgo de intoxicación…

Concluyendo y a lo importante que son la soluciones ¿cómo evitar acabar en urgencias pediátricas por una intoxicación?

  • Reduce la carga de tóxicos. Evita muchos envases y utiliza productos multiusos que puedas controlar en el armario de la limpieza y durante su uso.
  • Siempre has escuchado “no dejes los productos de limpieza y los medicamentos al alcance de tu bebé”, ni a la vista, queridas y queridos, ni a la vista.
  • Los productos tóxicos siempre dentro de armarios con puertas (no vitrinas) y con cierre de seguridad infantil (pero cierre seguro, no de los que abre tu bebé a lo Houdini)
  • Educa, por supuesto, educa en prevención. En cuanto tenga el suficiente desarrollo cognitivo parra entenderlo, enséñale la X característica del riesgo. Que pueda identificar que un producto con esa X no puede manipularlo y si lo ve fuera de su sitio te avise para que lo guarde.
  • Los medicamentos o productos que necesites a menudo, guárdalos igualmente en sitio alto, cerrado y fuera de la vista y de su alcance. En el caso de los medicamentos, los peques están acostumbrados a tomarlos por lo que para ellos es algo normal y habitual (y algunos están muy ricos).
  • And finally, sobre los trasvases, no es buena idea. Un trasvase a un continente diferente puede provocar el error de pensar que es otra cosa y también puedes aumentar exponencialmente el riesgo ya que, si antes eran llamativos, con el trasvase es maravillosamente seductor como la imagen que ha dado pie a este post.

¿Tú también crees que no es una buena idea? Es posible que la persona en cuestión no tenga peques en casa, ni sobris, ni nietos, ni amigos, con o sin hijos…y aún así, seguimos pensando que, posiblemente, no sea una buena idea.

Este post puede sacar alguna que otra sonrisa, pero también podría salvar una vida si nos ayudas a darle difusión entre tus redes y contactos. La seguridad infantil la hacemos entre todos y la prevención de intoxicaciones es una lesión no intencionada que se puede prevenir si llega la información correcta elaborada por profesionales.

Puedes agendar tu visita virtual babyproofing para adaptar tu hogar a las intoxicaciones y otros riesgos para tu bebé desde info@seguridadinfantil.org.

TELÉFONO DEL INSTITUTO NACIONAL DE TOXICOLOGÍA 91 562 04 20

Y como buen profesional de tu campo y excelente persona que nos estás leyendo, te agradecemos que lo compartas y que valores nuestro trabajo citando la fuente y cumpliendo así con la legislación vigente.

© M Ángeles Miranda. Consultora y auditora de seguridad infantil® para la Asociación Nacional de Seguridad Infantil.

Prevención de riesgos laborales VERSUS seguridad infantil

Día mundial de la prevención de riesgos y laborales o como entender que un seguro no evita accidentes.

Estamos en la semana mundial de la prevención de riesgos laborales. El día grande es el 28 y el día excepcional es el 26 de abril, instaurado desde la pandemia como el «Día del niño», así que tenemos una semana completita empezando por un acto en forma de seminario que algo tiene que ver con la prevención, y maravillosa e insólitamente poco con los adultos.
Gracias a ACPIDA y a nuestra querida amiga Anna Almécija hemos podido participar (y sobre todo aprender) del primer seminario sobre Diseño ambiental y seguridad infantil o como incorporar a los niños desde el proyecto, y no nos referimos al embarazo, si no a proyectar edificios, hogares, centros infantiles, eventos y por supuesto, también las ciudades.
En nuestra intervención, además de exponer el trabajo que llevamos realizando desde hace 12 años de consultoría, formación, servicio Babyproofing para familias y Certificado S+ espacios para profesionales, también hemos expuesto algunas de las campañas de seguridad infantil que llevamos a cabo y que forman parte de una gran comunidad de personas que persiguen un fin muy acorde también con la PRL: ¡Salvar vidas!
Pero vayamos ahora al día que “celebramos” al HT #28PRLDAY
Un día para concienciar de la importancia de ¿Autoprotegerse? ¿O de que nos protejan? Exigimos como trabajadores más seguridad, pero ¿Cuánto nos implicamos en la cultura preventiva?
No son preguntas que lanzamos al azar en este día, es una reflexión que seguro que muchos de los que nos dedicamos a este mundo de la prevención nos hacemos todos los días.
En el caso de los adultos, la PRL lleva años instalándose nuestras vidas y por suerte ha venido para quedarse. Para todos es algo habitual y además de obligado cumplimiento, pero todavía hoy, cuando decimos que somos auditores de seguridad infantil® y que nuestro objetivo es crear cultura preventiva, aún, en pleno siglo XXI nos miran como el lado más oscuro del frikismo de todas las galaxias.

  • Un adulto tiene medios y conciencia para autoprotegerse.
  • En otros casos, se llevan a cabo maravillosas iniciativas para darles voz a los niños, para hacerles partícipes y que expongan sus necesidades de prevención y de seguridad a todos los niveles.
  • Sin embargo, poco o nada se habla de los más pequeños, de sus familias y de sus educadoras. De las herramientas, de la formación específica y de como proteger de forma natural creando espacios adecuados al desarrollo que evite la sobreprotección fomentando el movimiento libre.

Hay que profundizar y puntualizar en los nuevos paradigmas de la prevención, en cómo debemos comunicar que es la seguridad infantil efectiva tanto para las familias, sobre todo con el asentamiento de pedagogías que promueven el movimiento libre para que se adapten los hogares a los bebés y a sus necesidades de desarrollo.
Pero también seguir cultivando la cultura preventiva en los espacios profesionales, donde, afortunadamente, cada vez menos, nos encontramos con GUARDERÍAS, (sí, guarderías de las de guardar, porque las escuelas infantiles están a otro nivel) que se escudan en (literalmente)

  • “Yo pago un seguro de responsabilidad por si le pasa algo a un niño”
  • Ahh, ya vienen a hacerme eso de la prevención de riesgos laborales.

Día mundial de la prevención de riesgos y laborales o como entender que un seguro no evita accidentes.

Muchas veces tenemos que echar manos de conceptos específicos de la PRL para que el símil favorezca la interiorización de conceptos, podríamos decir que es algo así como un diccionario PRL/SEGURIDAD INFANTIL y a continuación lo ilustramos con los siguientes ejemplos:

  • Que la seguridad vial en el entorno escolar debe ser considerada como el “in itinere”.
  • Que una auditoría de riesgos infantiles en un colegio, escuela infantil o ludoteca es la evaluación de riesgos laborales para los pequeños usuarios de la instalación, y de la misma forma que la de los adultos es obligatoria seguimos sin entender porque en los pequeños no se tiene en cuenta.
  • Que, así como las familias aplauden los simulacros de evacuación que se llevan a cabo en el colegio de sus retoños, también deberían aplicarlo en casa con un plan de autoprotección familiar.
  • Que nuestro instinto de protección no proviene de la era tecnológica, no es un chip implantado, sino que es algo innato en todas las especies, incluida la humana y por lo tanto la cultura preventiva se debe fomentar desde el nacimiento como el instinto de succión.

Podríamos seguir con más ejemplos, pero preferimos pasar a la acción.

  • La PRL es para adultos.
  • Los niños NO son mini adultos.
  • La adaptación de los espacios al desarrollo infantil se hace con profesionales acreditados en seguridad infantil (no todo vale, nos va la vida en ello) ya sea en entornos profesionales o familiares.

Y si algo debemos empezar a reseteae en nuestro disco duro, es que un seguro no evita accidentes.
Feliz día, semana, mes y año de la PRL, nosotros desde aquí seguimos cada hora trabajando por la infancia desde su perspectiva.
¿Te sumas a la seguridad infantil bien entendida?

Gracias por sumar, por compartir y difundir. Y gracias también por valorar nuestro trabajo y dedicación a la seguridad infantil citando la fuente porque, además es lo que marca la legislación vigente.

© M Ángeles Miranda para la Asociación Nacional de Seguridad Infantil

Carnaval ¡quítale la máscara a los riesgos y disfruta del mejor carnaval con tus hijos!

Por qué no deberías proteger los enchufes con bloqueos de seguridad infantil

Por qué no deberías proteger los enchufes con bloqueos de seguridad infantil

Y te olvidas de otros riesgos eléctricos más comunes y peligrosos.

¿Creéis que nos hemos vuelto locas? No, este tema nos lo tomamos muy en serio en todos los hogares y las escuelas infantiles que visitamos, de hecho, estamos convencidas de que muchas directoras de etapa estáis sonriendo al leer este post de seguridad infantil por todo lo que hemos compartido durante vuestro proceso de certificación S+.
Tanto en el servicio Babyproofing como en la Certificación de centros infantiles durante la visita (virtual y presencial) que realizamos, siempre nos encontramos con gran cantidad de cables, cargadores, tomas múltiples, dispositivos electrónicos necesarios como el aire que respiramos y otros que llevan mil años en desuso, pero se han quedado invisibles a los ojos de los que habitan el espacio a diario hasta que una auditora de seguridad infantil pregunta por ellos y se sorprenden de que aún esté allí.
Tampoco falla que nos enseñéis con orgullo todos los enchufes cuentan con un bloqueo de seguridad infantil, aunque el enchufe se encuentre a 150 cm de altura desde el suelo.

seguridad infantil con cables

¿Desenchufas y guardas el cable de tu cargador?

¿Por qué decimos que no deberías proteger los enchufes con bloqueos de seguridad infantil?
¡Desvelamos la incógnita!
La mayoría de los enchufes de los hogares y de la escuela infantil cuentan con un bloqueo interior que no permite que se introduzca nada, nosotros sabemos cómo detectarlo y a ti, es posible que te cueste un poco introducir el enchufe. Si no estás segura, incluye dispositivos de seguridad infantil siempre, además estos bloqueos para enchufes son muy económicos y no suponen un estorbo para enchufar o agenda tu cita Babyproofing y te explicamos como.
¿A qué otros riesgos eléctricos de seguridad infantil nos referimos?
Por lo general se encuentran en las tomas múltiples:

  • Sobrecarga de dispositivos electrónicos.
  • Ubicadas en el suelo al alcance del bebé.
  • Con cables de cargadores enchufados sin aparato conectado, o lo que es lo mismo, con la clavija accesible.
  • Con cableado largo (+18 cm) que puede provocar una asfixia o traumatismo al estirar lanzando el dispositivo electrónico encima del bebé.

¿Cómo protejo a mi bebé de estos riesgos?
El desarrollo cognitivo de tu peque aún no está desarrollado como para entender que pasa si se introduce el cable del cargador de tu móvil en la boca, si estira del cable, si le da al interruptor o si introduce un pasador dentro de los agujeritos de la toma múltiple…
Por eso durante la etapa del gateo es importante que las tomas múltiples y todo lo que conlleva:

  • No los ubiques en el suelo, escóndelos detrás del mobiliario que no sean accesibles.
  • Eleva los dispositivos electrónicos o escóndelos (fuera del alcance y de la vista) dentro de cajones y armarios con bloqueos de seguridad infantil.
    NO dejes cables enchufados (el del móvil, Tablet, reloj, auriculares…) que puedan caer en sus manos, en la boca, en el cuello…
  • Pide ayuda, una revisión Babyproofing es la única que puede detectar todos estos riesgos y más, pero sobre todo es quien puede darte las mejores soluciones de seguridad infantil en cada una de las etapas, consiguiendo espacio adaptados para desarrollarse con movimiento libre y seguro.

Echa un vistazo y asegúrate si las tomas de corriente y los aparatos electrónicos suponen algún riesgo para tu bebé.

© M Ángeles Miranda para la Asociación Nacional de Seguridad Infantil
Agracemos que compartas, difundas y recuerda que te agradecemos de corazón que valores esta publicación y todo el trabajo que hay detrás, más allá de lo que marca la Ley de Propiedad Intelectual, sabemos que vas a citar la fuente porque sabes valorarlo. ¡GRACIAS!
Todos los derechos reservados . Se autoriza a redistribuir, reenviar, copiar o citar el contenido de esta página siempre que se cite la fuente de acuerdo con la Ley 23/2006, de 7 de julio, por la que se modifica el texto refundido de la Ley de Propiedad Intelectual, aprobado por el Real Decreto Legislativo 1/1996, de 12 de abril.